¿DUDAS? Llámenos

Elige el frigorífico más eficiente y ahorra energía
El frigorífico es uno de los electrodomésticos que más energía consume,ya que está en continuo funcionamiento durante las 24 horas del día. Si estás pensando en cambiar tu nevera y aprovechar para ahorrar en la factura de la luz, quizás te interese que tu próxima nevera sea algo "más verde".

Si comparamos el consumo eléctrico de un frigorífico, el gasto energético de este aparato puede suponer alrededor del 30 % del total. Esto se debe a que la nevera está siempre encendida.
 
Ha llegado el momento de optar por una nevera más eficiente energéticamente si estamos pensando en cambiar la que tenemos porque es muy antigua o ya no funciona bien.

A la hora de comprar tu frigorífico nuevo, fíjate bien que tenga una buena calificación (A++ O A+++). Así no solo conseguirás ahorrarte unos euros en la factura de la luz sino que también contribuirás a un menor impacto medioambiental.
La vida media de una nevera suele rondar los 15 años, es importante que aciertes al 100% con tu compra, por eso debes elegir la nevera que mejor conserve tus alimentos y que suponga un mayor ahorro energético.
 
Consejos para ahorrar energía con tu frigorífico

-Instálalo en un lugar adecuado. Vigila que que no esté cerca de una fuente de calor o en un lugar soleado y no lo coloques pegado a la pared, deja unos centímetros de espacio libre para que circule suficiente aire.
-Mantén limpia la parte de atrás del frigo. Pasa el aspirador para quitar el polvo
-Regula bien la temperatura. El frigorífico entre 3 y 5 grados y el congelador entre -20 y -18 grados.
-No te dejes la puerta del frigo abierta innecesariamente. Ordena bien los alimentos en el interior de la nevera , te resultará más fácil encontrarlos y tendrás la puerta abierta durante menos tiempo.
-Descongela y limpia el frigorífico al menos 2 veces al año,  o bien cuando veas que se forma el hielo.
-Limpia y desenchufa el frigo, si vas a pasar una larga temporada fuera de casa. Recuerda dejar la puerta un poco abierta para evitar malos olores.
-Evita meter comida caliente, espera que esté a temperatura ambiente. Siempre que puedas intentar descongelar los alimentos dentro de la nevera.

 
Utilizamos cookies para ayudar a proporcionarle la mejor experiencia posible en la web. Al utilizar este sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información
Configuración cookies